Adelgaza según tu tipo de sangre

4 Comments

Hoy en día existen infinidad de dietas para adelgazar, sin embargo no todas las personas somos iguales, tenemos necesidades diferentes para nutrir a nuestro cuerpo.

Investigando sobre estas dietas, encontré un tema que me llamo mucho la atención y hoy se las compartiré.

Las dietas según tu tipo de sangre, esta es una propuesta hecha por Peter J. D’Adamo, puedes encontrar toda la información en su libro “Welcome to the blood type diet”.

Según Peter los alimentos reaccionan químicamente diferente dependiendo el tipo de sangre de la persona. Diseñó una dieta con recomendaciones para cada tipo de sangre, con el propósito de mejorar problemas como digestión, obesidad y salud en general.

Hoy en día hay cuatro tipos básicos de sangre en humanos: O, A, B y AB. De cuerdo con Peter, el tipo de sangre O es el más viejo y está asociado a cuando los humanos comían carne en su mayoría.

El tipo A fue el segundo en desarrollarse, y está asociado a una dieta en su mayoría de granos y vegetales.

La sangre tipo B se desarrolló en Asia, en un tiempo donde la dieta estándar incluía carne en su mayoría y lácteos. AB es el tipo de sangre más nuevo. Peter sugiere una dieta para cada tipo de sangre que consiste en alimentos históricamente consumidos por ese tipo.

¡Aquí te dejo algunas de sus recomendaciones!

           Adelgaza según tu tipo de sangre

Tipo de sangre O

Es considerado el tipo de sangre original, descendientes de los cazadores-recolectores de la prehistoria. La historia genética ha hecho que sean buenos para digerir alimentos de origen animal.

Las personas de este grupo tienen un sistema inmunitario potente y muy activo, tendencia a una actividad tiroidea lenta, dificultad de adaptación a nuevas condiciones ambientales y nutricionales. Poseen un tracto digestivo fuerte y muy eficiente capaz de metabolizar dietas ricas en proteínas. No obstante, debe equilibrar sus proteínas animales con las frutas y verduras adecuadas para evitar la excesiva acidificación.

  • Alimentos benéficos: Consumir carnes magras, pescados, aceites, frutas y verduras, frutos secos
  • Alimentos neutrales: Pollo, pavo, conejo, langosta, mantequilla, cerveza, vinos blanco y tinto, quesos frescos magros.
  • Alimentos a evitar: Reducir el consumo coliflor, coles de bruselas y las berenjenas, papas. evitar el cerdo, salmón ahumado, pulpo, leche, lentejas, avena, papas, aceitunas, hojuelas de maíz, naranjas, fresas, jugo de manzana, vinagre, pimienta negra, plátanos, catsup, café, té y bebidas gaseosas. Eliminar todo producto que contenga trigo y limitar los que llevan maíz y cereales.
  • Para aumentar de peso: Gluten, el maíz, las judías, las lentejas.
  • Para adelgazar: Algas marinas, la sal yodada pescados, mariscos, carne de hígado, espinacas y brócoli.

Tipo de sangre B

La sangre tipo B surgió cuando los tipos O comenzaron una vida nómada en el Himalaya, domesticando animales, viviendo de la carne y los productos lácteos.

Presentan un sistema inmunitario activo, y un aparato digestivo eficiente que le permite seguir una dieta variada y equilibrada. Es la más completa y rica de todas, ya que incluye lo mejor de la alimentación carnívora y vegetariana.

  • Alimentos benéficos: Consumir huevos, carnes, pescados, lácteos, legumbres, cereales, verduras y frutas.
  • Alimentos neutrales: Ternera, hígado, pavo, nata, aceite de hígado de bacalao, arroz integral y blanco, ajo, pepino, papas, manzanas, peras, mayonesa, café
  • Alimentos a evitar: Cerdo, embutidos, langosta, anchoas, helados, aceite de cacahuete y girasol, lentejas, cereales blancos, pan de centeno, aceitunas, tomates, pimienta negra, catsup, licores. No se recomiendan los cangrejos, la langosta, los mejillones, las ostras, las almejas, el pulpo, las anchoas, la anguila y los caracoles.
  • Para aumentar de peso: Son el maíz, las lentejas, los cacahuetes, las semillas de sésamo yel trigo.
  • Para adelgazar: Vegetales de hoja verde , huevo, lácteos, el té de palo dulce, la carne.

Tipo de sangre A

Las personas con sangre tipo A tienen enzimas y bacterias especializadas en digerir granos y plantas, más que el resto de las otras personas. Por esta razón, se recomienda una dieta libre de carnes y más que nada basada en frutas y verduras.

Presentan un sistema inmunitario vulnerable, una buena adaptación a condiciones ambientales y nutritivas estables, un aparato digestivo frágil que no tolera  la carne, la harina de trigo, la leche y los lácteos.

  • Alimentos benéficos: Consumir fruta, pescados, legumbres, cereales verduras y frutas.
  • Alimentos neutrales: Pollo, pavo, queso de cabra, aceite de hígado de bacalao, almendras, arroz salvaje, coliflor, apio, manzanas, uvas, melones, peras, té de diente de león, vino blanco.
  • Alimentos a evitar: Reducir el consumo de carnes, anchoas, almejas, quesos, papas, plátanos, tomates, cerveza, licores, los embutidos.
  • Para aumentar de peso: Son las carnes, los alimentos lácteos, las habas y el exceso de trigo
  • Para adelgazar: Aceites vegetales, soya y piña.

Tipo de sangre AB

Debido a que comparten rasgos con el tipo A y B pueden digerir una gran cantidad de alimentos. Las carnes son una buena opción pero deben consumirse con moderación. Su dieta deberá basarse en verduras, mariscos y pavo; sin dejar de lado los productos lácteos.

Estas personas tienen un sistema inmunitario vulnerable y un aparato digestivo frágil que precisa una dieta mixta moderada.

  • Alimentos benéficos: Su dieta deberá ser moderadamente productos a base de harina de trigo y preferir las grasas vegetales. Carnes pescados y mariscos, lácteos, frutos secos, legumbres, cereales, verduras, frutas.
  • Alimentos neutrales: Hígado, carpa, leche desnatada, leche de soya, aceite de cacahuete, aceite de hígado de bacalao, almendras, nueces, lentejas, crema de arroz, pan integral de trigo, espárragos, papas, manzanas, peras, mayonesa, cerveza, vinos (blanco o tinto)
  • Alimentos a evitar: Las carnes y los productos lácteos o integrales de trigo y pastas, vinagre y bebidas gaseosas. Eliminar la pimienta, el vinagre, tocino, ternera, cerdo, helados, leche entera, langosta, los cangrejos, las ostras, las almejas, el pulpo, las anchoas y la anguila.
  • Para aumentar de peso: Son las carnes rojas, el maíz, el trigo, el trigo, las alubias, las judías y las semillas de sésamo
  • Para adelgazar: Verduras, los pescados, los lácteos, las algas marinas, piña y tofú.

                   


4 replies on “Adelgaza según tu tipo de sangre

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *